Buenos días comensalitos ¿qué tal va su semana? ¿listísimos para al FIL?

El día de hoy vengo con la intención de averiguar sus opiniones acerca de la adaptación cinemátografica que es la novedad de estos días: Sinsajo parte 1.

Yo ya la vi y puedo decir que en general salí bastante contenta, una que otra cosita por ahí que me brincó pero nada del otro mundo, pero los sucios detalles se los daré en la reseña (en cuanto me desocupe de hacer tareas). Y ustedes:

¿Ya la vieron?
¿Qué les pareció?
¿Los personajes, especialmente los nuevos, como se desenvolvieron?
¿Qué le faltó?
¿Cómo creen que vaya a estar el final?
etc.

Sin miedito tírenle piedras o flores según sea el caso :D

Tengan un excelente día comensalitos. Aquí les dejo el trailer para los que no la hayan visto aún.


Buenas buenas comensalitos, Piranha reportándose (después de mil años).

Ya buen rato sin poder pasar por aquí, ya saben, eso de tener que atender la escuela a veces no deja tiempo suficiente para hacer lo que nos gusta, pero el día de hoy debo admitir que es imposible sentirse triste, especialmente porque ustedes devoradores de libros sé que están tan emocionados como yo.......


¡¡¡¡¡Así es!!!!! Una semanita más para que de inicio el mejor evento del año
¿Están listos?¿Quién de ustedes vendrá a disfrutar de la locura literaria más grande del país?
Título: El señor de la furia.
Saga: Príncipes de las sombras.

1. El señor de los vampiros.
2. El señor de la furia.
3. El señor de los Wolfyn.
4. El señor del abismo.

Autor: Jill Monroe.
Editorial: Harlequin.
Advertencia: +18

Érase una vez... un Mago Sangriento que conquistó el reino de Elden. La reina, para salcar a sus hijos, los envió lejos y el rey les inculcó el deseo de venganza. Un reloj mágico es lo único que conecta a los cuatro príncipes... y el tiempo se acaba...

Sinopsis: La princesa Breena estaba soñando con su amante guerrero cuando se vio arrancada del castillo de Elden y arrojada a un mundo extraño y peligroso. Perdida y sola, rezó para sobrevivir y poder vengarse. Y encontró ambas cosas en una cabaña del bosque... junto a su oscuro hombre oso.

Cuando Osborn entró en su cabaña, una hermosa rubia se había comido su comida y había dormido en su cama. Y aunque él quería despertar a aquella princesa virgen de los placeres carnales, Breena quería más...entre otras cosas, su destreza como guerrero. Habilidades que él una vez legendario mercenario había enterrado hacia tiempo. Ahora tenía que elegir: arriesgar su vida o negarle a su princesa un final de cuento de hadas. 

Opinión personal: 
Tras el chasco que me llevé con la primera entrega de esta tetralogía, El señor de los vampiros, realmente pocas ganas me motivaban a seguir leyendo, sin embargo, sacudiéndome un poco las malas vibras que venía arrastrando, tomé el libro y me dije "lee ahorita que tienes tiempo." Y vaya que me valió el día de lectura.

El señor de la furia lo encontré como la versión "sexy" de ricitos de oro y los tres osos y aún así, debo confesar, me gustó mucho si bien no es una historia super original si esta entretenida y hasta cierto punto bonita y romántica.

Una de las cosas que más me gustó es el hecho de que nuestra protagonista, la princesa Breena, no es la típica princesa desvalida y llorona que espera a ser salvada, si bien necesita ayuda de un guerrero es por el simple hecho que fue criada para ser la princesa perfecta, es decir poco o nada sabe de armas y mucho menos como manejarlas, no obstante esta dispuesta a aprender lo que hay que saber para poder sobrevivir y poder venganrse de aquél que asesinó a sus padres.

Por otro lado, Osborn, nuestro protagonista masculino, es un guerrero del legendario clan de Ursa, un pueblo cuya afinidad se muestra por el gran oso y su espíritu, sus habilidades en la lucha son extraordinaria pues se dice que poseen la fuerza y la fiereza de los osos. No obstante, siendo él y sus dos hermanos, Torben y Bernt, los últimos miembros vivos de su clan, nuestro guerrero no puede menos que ser osco, desconfiado y bastante torpe con el trato femenino pues su único objetivo es mantener a salvo a sus hermanos y vengarse de aquellos que aniquilaron a su pueblo, aunque esto lo orille a negarsea brindarle ayuda a la mujer de sus sueños...literalmente.

Además de que la protagonista femenina no es una completa inútil otra de las cosas que disfruté mucho es que, pese al evidente deseo y tensión sexual de ambos, ¡se controlaron! es decir, pese a que ambos ya se conocían (en sueños) la autora no los lanzó uno encima del otro para entregarse al mejor sexo de sus vidas, lo cual agradezco muchísimo ya que su historia se fue desarrollando de tal manera que me resultó creíble y una vez en las escenas candentes estas no me parecieron vulgares como es la tendencia últimamente.  

Finalmente pero no menos importante debo decir que las descripciones me gustaron pues eran abundantes pero no kilométricas, además su redacción la volvieron una de esas lecturas en las que uno se mete de narices y no queda satisfecho hasta conocer el final; además, a diferencia de la primera entrega, esta no mostraba tantos errores de ortografía y/o dedazos de traducción.


= PASAJES MEMORABLES =

"¿Cómo tenía que reaccionar una chica resguardada de los hombres cuando encontraba a uno desnudo? ¿A uno tan hermoso? Todavía tenía que soportar mirar la amplitud de su espalda y cómo se le pegaban los pantalones al rasero. ¿Una mujer tenía que encontrar atractivo el trasero de un hombre?"

"-No puedes aceptar ayuda de una chica -dijo Bernt-. Un guerrero derrota solo.
Osborn dejó caer el paquete a sus pies y pasó los brazos por los hombros de sus hermanos. Doblo las rodillas para quedar a su nivel.
-No es ninguna vergüenza que un hombre acepte de otro guerrero aunque este sea una chica."

"Su magia no se había equivocado al llevarla hasta aquel hombre. Tenía que ser él el que la ayudara a reclamar Elden.
Pero él mostraba aunténtica aversión a la idea de que lo utilizaran por su espada. Algo lo había vuelto duro y receloso y ella tenía que averiguar lo que era. Su madre se quejaba a menudo de que los hombres reprimían sus sentimientos y la mitad de las veces tenía que llegar una mujer y darles un buen empujón para relajar la presión.
Osborn parecía más tenso que una cuerda de violín. Quizá lo que necesitaba era que ella le diera un buen empujón.
Quizá la necesitaba tanto como ella a él.
Tenía que consegui que la ayudara sin darse cuenta. Buscó ideas en su mente, rechazando unas y redefiniendo otras, hasta que dio con un escenario que Osborn quizá pudiera aceptar.
Tocó la empuñadura de la espada de él.
-Enséñame."

"Érase una vez una hermosa princesa que solo vivía plenamente cuando soñaba. Hasta que un día se despertó rodeada por tres osos resplandecientes.
Con amor y paciencia domesticó al más fiero de ellos y transformó con un beso a la bestia en un príncipe."